educa con humor

Juegos Malabares

¡Comparte!

Hacer malabares es una actividad genial, la mayoría de juegos malabares necesitan de un espacio amplio, así que podemos aprovechar para salir a practicar juegos malabares y respirar aire puro, disfrutando de la naturaleza. 🌳

El ejercicio físico al aire libre es necesario para pequeños y grandes, los malabares son un juego muy completo, una buena manera de mantener en forma cuerpo y mente.

pelotas malabares

Beneficios de los Juegos Malabares

✓Además de distraídos y divertidos, ponen en marcha los Reflejos y la Coordinación.

▷Cuando hacemos malabares, ejercitamos nuestros músculos y trabajamos la bilateralidad, ya que en la mayoría de juegos malabares hemos de realizar movimientos con ambos lados del cuerpo al mismo tiempo.

❤️Es una actividad que requiere de mucha Paciencia y gran destreza, pero sobre todo de mucha práctica. Para conseguir voltear objetos, mantenerlos en equilibrio, lanzarlos al aire alternativamente y realizar un super espectáculo, hay que trabajar mucho, ¡no es cosa fácil!

Por eso nos gustan tanto los malabares, porque suponen un reto y un aprendizaje diferente.

Una buena manera de inculcar a los niños que para conseguir algo, necesitamos esforzarnos y por supuesto, no rendirnos a la primera de cambio.

Malabares para niños y no tan niños 😍

Tipos de Malabares

  • CARIOCAS: son de mis preferidos, podría quedarme horas viendo hacerlas bailar.
    Es difícil, pero podemos comenzar con movimientos sencillos hacia delante y hacia atrás, para poco a poco, aprender a cruzarlas y hacer otras florituras.
    Yo tengo unas grandes, pero hicimos unas caseras para los petardillos, más adecuadas a su tamaño y más fáciles de manejar (más abajo os explico cómo hacerlas).
  • DIÁBOLO: da gusto ver a la abuela jugar con este trasto tan sencillo y tan chulo a la vez, podemos lanzarlo hacia el cielo o hacerlo bailar de un lado al otro, aparte de muchísimos trucos más complicados.
  • PELOTAS MALABARES: podéis comprarlas por poco dinero, pero también podemos hacer unas con arroz y globos, son igual de efectivas.
    Para enseñar a hacer malabares a los niños, es bueno ir poco a poco. Primero practicaremos a lanzar con una mano, luego la otra, después aprenderemos a lanzar la pelota cuando la otra ya está en el aire y finalmente entrenaremos con las tres bolas a la vez.
  • SLACKLINE: la cinta de equilibrios es un reto de los de verdad, a los niños les encanta, pero aviso, ¡hay que ir con cuidado de no romperse la crisma!
    Les daremos la mano y que vayan poniendo a prueba su equilibrio, ¡es muy divertido aunque muy difícil!
  • PAÑUELOS DE COLORES: no solo los usamos como pañuelos malabares, que por cierto son una buenísima forma de iniciarse puesto que su movimiento es más lento y nos permite ver el recorrido de los malabarismos más despacio. También dan juego para hacer mini mundos, bailes, disfraces…
    Son una maravilla de material que vale la pena tener en casa. Cómpralos aquí.
  • PLATOS MALABARES, MAZAS… todos son divertidos, podemos explorar con cuál de los materiales malabares nos sentimos más cómodos.

Puedes comprar los malabares que más te gusten haciendo clic en este enlace.

ejercicios de equilibrio

Cariocas caseras

Para hacer las cariocas malabares caseras solo necesitáis:

Un puñadito de lentejas, las envolvéis en papel film formando una bola, la forráis con una calcetín viejo y las anudáis, en el extremo de la cuerda tendréis que coserles una goma de pelo para poder agarrarlas. Para decorar, podéis coserles lazos de colores o tiras de bolsas de plástico de colores como más os guste y ¡Listo! una buena manera de iniciar los juegos malabares para niños. Sin duda el reto será jugar con ellas sin arrearle a alguien en la cabeza, ya me contaréis…

cariocas malabares

Meteorito

Con esta pelota, cometa, meteorito o como queramos llamarle, es imposible aburrirse, nosotros la llevamos siempre encima cuando vamos a la playa.

Podemos jugar a lanzárnosla unos a otros o enviarla hacia el cielo haciéndola girar por la cola con fuerza.

meteorito

Educar en el esfuerzo

Es probable que los peques rechacen los malabares al ver su dificultad, están acostumbrados a los resultados inmediatos y a las prisas, pero precisamente por eso es una buena forma de trabajar la tolerancia a la frustración, la frustración no hay que evitarla o reprimirla, lo único que hay que hacer es aprender a gestionarla de manera constructiva.

A la hora de iniciarnos en el mundo malabar hemos de empezar por cosas fáciles como pasarnos la pelota y cogerla con la mano izquierda, lanzarla muy alto y conseguir recogerla, mover las cariocas hacia delante o hacia atrás, bailar el diábolo…

Podría ser el objetivo que nos propongamos este año, ¿porqué no?

¿Aceptas el Reto? ¡Venga, pon un malabar en tu vida!❤️

¿Te ha gustado?

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

¡Comparte!

También te puede interesar:

Deja un comentario